viernes, 16 de agosto de 2013

La Hija De La Exterminadora (Noches De Baile En El Infierno) - Meg Cabot


¡Buenas tardes! Aquí estoy de nuevo para traeros el primer relato de Noches De Baile En El Infierno: La Hija De La Exterminadora, de Meg Cabot.



Cinco historias de amor y seducción sacudidas por lo sobrenatural. Vampiros exterminadores, ángeles contra demonios... todo tipo de seres fantásticos que se aliarán en este volumen para convertir los bailes de fin de curso en algo... inolvidable.

La Hija De La Exterminadora es un cuento contado desde la mirada de los dos protagonistas, Mary y Adam. Una historia de venganza... con vampiros.





Mi opinión (AVISO: seguramente habrá spoilers):

Esta historia es algo así como un... ¡Bum! de sentimientos. Empecemos por Mary, que es la que empieza narrando este increíble relato. Es lo menos parecido al prototipo de chica que hay ahora en las novelas. Por un lado es inteligente y decidida; por otro lado, necesita pensar mucho las cosas y (al fin y al cabo) es humana.

Por eso agradezco esta confusión de cuerpos a mi alrededor. Me mantienen fuera del alcance de sus ojos... y de sus sentidos. De otro modo, ya habría olfateado mi presencia. Detectan el olor del miedo a varios metros de distancia. 
Pero no estoy asustada. Qué va. 
Bueno. A lo mejor, un poco.

Supongo que os preguntaréis... ¿La hija de la exterminadora? Pues sí, porque su madre era (pues sí, en pasado) "La exterminadora". Una gran cazadora de vampiros a la que no le temblaba el pulso. Aunque siempre hay algo peor (como que el vampiro que ibas a cazar te convierta en vampiresa). Y aunque Mary intenta ser como ella (¡la hija de la exterminadora!) siempre hay diferencias entre unos y otros.

"Apunta siempre al pecho –me decía mi madre –. Es la parte más voluminosa del cuerpo, la zona a la que es más sencillo dirigir el tiro. Desde luego, si eliges el pecho en lugar de un muslo o un brazo, lo más probable es que la herida resulte mortal... De poco te va a valer herir a tu enemigo. Lo único que cuenta es acabar con él". 
[...] 
Tenía un tiro inmejorable, y lo he desperdiciado.

Ahora hablemos de Adam (guiñitos, cejas arriba y abajo). ¿Es que no hay nada mejor que un chico preocupado por ti... o por la hija de la exterminadora?

Entonces advertí que había alguien ocultándose detrás. Detrás de la columna, quiero decir. 
Y no se trataba de cualquier persona, si no de Mary, esa chica nueva de la clase de Historia de Estados Unidos, la que no habla con nadie excepto con Lila. 
Tiene en las manos una ballesta.

Sí, genial manera de conocerse (pensé yo al leerlo). Lo que pasa es que lo de la ballesta es completamente justificado... la pobre Mary tiene que acabar con el hijo de Drácula (sí, he dicho Drácula) para que su madre vuelva a ser humana.

En fin... debo decir que el relato es (sin lugar a dudas) magnífico (a pesar de que el tema de los vampiros ya está un poco sobreexplotado) y lo peor de todo es que solo es un pequeño relato. ¡Yo me habría comprado el libro para ver como sigue la historia a partir del baile! (Es que los cinco relatos acaban de alguna manera en bailes de instituto, de ahí el título).

Mi nota:

 /  

(Primeras páginas del relato aquí)

Sobre la autora:

Meg Cabot es una escritora estadounidense de comedias románticas para jóvenes y adultos. A lo largo de su carrera ha escrito y publicado casi 40 libros, aunque se la conoce por su gran éxito El Diario De La Princesa, que fue llevado a la gran pantalla en dos películas de la productora Walt Disney Pictures. Ha editado más de 15 millones de copias de sus libros en todo el mundo. Su página web tiene una media de 61120 visitantes cada mes.
Más información aquí.

(Pronto estará el siguiente relato de Noches De Baile En El Infierno)

Hecho por: Evangeline

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

"Un libro abierto es un cerebro que habla; cerrado un amigo que espera; olvidado, un alma que perdona; destruido, un corazón que llora."

Proverbio hindú.